Compartir

Por Dani K. Arroyo

El miércoles 27 de enero, la Coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular publicó un comunicado en redes sociales denunciando la persecución política y el hostigamiento hacia Camila Ríos Urbina, víctima de trauma ocular e integrante de la Coordinadora. Según lo indica el comunicado, Camila habría sido víctima de constante amedrentamiento por parte de Carabineros de Paine y la tenencia de Champa, desde que recibió un balín en el ojo a manos de la misma institución el 19 de octubre del 2019.

El comunicado de la Coordinadora indica que Camila habría sido amenazada en su lugar de residencia, donde habrían pasado y estacionado vehículos de carabineros y funcionarios de civil, para fotografiarla y grabarla desde afuera de su hogar. Además, el comunicado denuncia que carabineros ingresan y vigilan las redes sociales de Camila, donde la acosan virtualmente, obteniendo fotos de ella y de su familia para hostigarla, y que se “burlan” de su trauma ocular. Por otra parte, el comunicado también denuncia persecución en espacios públicos, donde además se le ha amenazado con llevarla detenida, y se ha amendrentado a sus familiares, llevando a que su familia ha “tenido que resguardar a Camila por miedo a que vuelvan a dañarla físicamente de gravedad”.

La persecución que vive ha llegado a tal punto que, en una instancia de organización popular, carabineros intervinieron en el evento y se llevaron detenida solo a Camila, procediendo a agredirla verbal y físicamente, dejándola con contusiones en el cuerpo. En esta ocasión, Camila sintió la necesidad de llevar a cabo la constatación de lesiones de forma particular, por miedo a la injerencia que podrían tener carabineros en los informes médicos de hospitales públicos.

Actualmente, Camila se encuentra en un proceso judicial, en el contexto del cual su abogada informó al Ministerio Público sobre los apremios ilegítimos que ella ha sufrido. Además, la abogada ha solicitado una reunión a la fiscal de San Bernardo para interponer una orden de alejamiento ante la institución, dado el daño infligido a Camila.