Compartir

“mi razón no pide piedad
se dispone a partir.
No me asusta la muerte ritual
solo dormir, verme borrar
una historia me recordará, vivo”
(Zamba para no Morir)

El Colectivo Bordadoras por la Memoria, con el apoyo de la Fundación Julio Guerra, el Colectivo El Brasero y el Parque Cultural de Valparaíso Ex Cárcel, realizaron  este viernes 28 de junio la inauguración de su cuarta exposición de bordados, esta vez en homenaje a los 12 compañeros y compañeras del Frente Patriótico Manuel Rodríguez asesinados durante la denominada Operación Albania, la que se llevó a efecto los días 15 y 16 de junio de 1987. Estuvieron también presentes en este acto familiares de los combatientes caídos, así como integrantes de diferentes agrupaciones y organizaciones de Derechos Humanos y sociales de la V Región y otros lugares del país.

Cabe destacar que otra acción de exterminio de características similares a la Operación Albania se llevó a efecto tres años antes, los días 23 y 24 de agosto de 1984, donde fueron asesinados 7 combatientes del MIR. Es importante tener presente  ambas operaciones de aniquilamiento, ya que en los dos casos fueron planificadas y llevadas a cabo por agentes del Estado, de acuerdo con las directrices represivas de la dictadura cívico militar bajo el montaje de los “falsos enfrentamientos”, lo que constituye acciones de Terrorismo de Estado.

La Exposición de las luchadoras y luchadores populares asesinados en la Operación Albania lleva por título “La historia los Recordará Vivos”, y estas delicadas obras de arte fueron confeccionadas con mucho amor y convicción política por las compañeras bordadoras quienes, hilo a hilo, fueron rescatando la   memoria histórica popular en los rostros llenos de vida plasmados en sus hermosos bordados.

Con una pequeña ceremonia en el hall de entrada al teatro de la Ex Cárcel, junto a los 13 bordados dispuestos en semicírculo, 12 de ellos con los rostros de las compañeras y compañeros asesinados y  otro bordado que representa el emblema y los principios fundamentales en que sustentó el FPMR, se dio inicio a esta actividad. En primer lugar hizo uso de la palabra  Nélida Pozo, directora ejecutiva del Parque Cultural de Valparaíso, quien entregó un reconocimiento al trabajo desarrollado por las bordadoras en esta su cuarta exposición, saludando a las colectividades de Derechos Humanos, a las agrupaciones de ex presos políticos y a los familiares de los compañeros  asesinados en la Operación Albania.

Por su parte, Cecilia Martínez, a nombre del Colectivo de las Bordadoras, relató el proceso que llevaron adelante para plasmar sobre las telas los rostros de las compañeras y compañeros asesinados, expresando que a través de este ejercicio de trabajar con la memoria se le rinde un homenaje y se rescata su historia de vida y de lucha. Por eso el título de esta exposición es               “La historia los recordará vivos.”

Luego de esta breve inauguración se inició el acto al interior del teatro,  comenzando con la canción “Zamba para no morir”, interpretada por Nora Blanco, acompañada en guitarra por Juan Hernández del Colectivo El Brasero, mientras sobre el telón de fondo se proyectaba un diaporama en el que se mostró todo el proceso llevado adelante durante la confección de los bordados que culminó con plasmar los rostros sobre las telas.

A nombre del Colectivo Bordadoras por la Memoria intervino Cecilia Martínez, quien en parte de su alocución manifestó:

“Una forma de rendir homenaje es NO olvidar, y este colectivo borda la memoria y la deja impresa en una tela (…) Cuando surgen voces interesadas en que se elimine la historia de las aulas, a nosotras que hacemos historia con nuestro trabajo, nos dan más ganas de seguir bordando. Nos convocan trece bordados realizados por este colectivo y son un homenaje a quienes fueron cobardemente asesinados por los esbirros del régimen dictatorial que nos gobernó por 17 largos y dolorosos años. Al bordar conversamos sobre sus vidas y fuimos descubriendo características de cada uno de los compañeros asesinados. Todos eran muy jóvenes, el menor, Manuel, tenía 20 años, Esther 22, Ricardo 24, Patricio 25, Wilson 28, Ricardo y Juan 29, Patricia, Elizabeth, Julio, Ignacio y José con 30 años, eran los mayores. Jóvenes con un tremendo compromiso social y político que los hacía luchar para poner fin a la dictadura, dejando familia e hijos pequeños, marchando a formar el glorioso Frente Patriótico Manuel Rodríguez. Estos jóvenes cayeron luchando y hoy sus nombres están en nuestros labios y nuestros corazones.”.

El acto continuó desarrollándose con la participación de diferentes grupos artísticos y musicales pertenecientes a la Fundación Julio Guerra, quienes desde hace ya treinta años rinden homenaje a los compañeros y compañeros asesinados en la Operación Albania, pero esta vez se unieron a las Bordadoras y al Colectivo El Brasero, para realizar un homenaje en conjunto.

Durante todo este emotivo acto los nombres y los rostros de Patricio Acosta, Esther Cabrera, Elizabeth Escobar, Julio Guerra, Juan Henríquez, Wilson Henríquez, Patricia Quiroz, Ricardo Rivera, Ricardo Silva, Ignacio Valenzuela, José Valenzuela Levi y Manuel Valencia estuvieron presentes, proyectados en la pantalla. Tehualda, al dar por finalizado este homenaje manifestó “estos  12 combatientes han quedado grabados en el corazón de cada una de las bordadoras y ante sus rostros grabados en la tela nos comprometemos a continuar su legado libertario. La historia los recordará vivos. Nadie está olvidado, nada está olvidado, la lucha continúa.”

Guillermo Correa Camiroaga, Valparaíso 30 junio 2019

Equipo Primera Linea

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here